12 dic. 2007

Historias y Tradiciones de la Navidad

Algunas Historias y Tradiciones de la Navidad

LA FIESTA DE LA NAVIDAD

La fiesta de Navidad fue instituida por la Iglesia en el siglo IV y es originaria de la Iglesia latina y más propiamente de la Sede Apostólica de Roma.

Por falta de documentos exactos sobre el nacimiento de nuestro Señor, no existe una certeza absoluta acerca del año, que algunos escritores sagrados y profanos señalan entre el 147 y 748 de la fundación de Roma (del 7 al 5 de la Era vulgar), y del día, que han hecho oscilar entre el 17 de diciembre y el 29 de mayo.

En vistas a estas dudas, los cristianos orientales, a partir del siglo II, comenzaron a celebrar la Navidad los primeros días de enero, y con preferencia el 6, fiesta de la Epifanía o de la Manifestación del Señor, en donde se englobaban diversos episodios: , la Adoración de los Reyes Magos, el Bautismo, etc. Esta celebración se difundió en occidente.

Hacia el siglo III, Hipólito es el primero en fijar la fecha el día 25 de diciembre, en su comentario al libro del profeta Daniel.

La fiesta celebrada el 6 de enero y que englobaba los primeros misterios de la vida de Cristo ya había pasado casi a toda la Iglesia universal en el siglo IV, pero en Roma, dada la falta de certeza absoluta de la fecha y en vistas a asestar un golpe mas al paganismo que celebraba la fiesta del Sol invicto, en honor al dios Mitra, el día 25 de diciembre (coincidente con el solsticio de invierno), según lo indicado por el calendario Filocaliano, la Iglesia romana separó de la Epifanía la memoria del Nacimiento del verdadero Sol de Justicia, Jesucristo, y la traslado definitivamente a esa fecha que se mantuvo a partir de entonces hasta nuestros días.

A pesar de ser una fiesta instaurada en la Iglesia latina, a fines del siglo IV, San Juan Crisóstomo la implanto en Antioquia, y de allí paso a Constantinopla. A mediados del siglo V se celebraba ya en Jerusalén y por el año 430 en Alejandría desde donde se extendió a otras Iglesias orientales. No obstante, las Iglesias llamadas ortodoxas, nunca adoptaron absolutamente la fecha del 25 de diciembre y muchas volvieron al 6 de enero, sobre todo luego del cisma del 1059 en que se separaron de Roma.

La coincidencia del 25 de Diciembre con las celebraciones del solsticio de invierno por parte de los antiguos pueblos bárbaros europeos, hizo que a los evangelizadores de Europa no les fuese tan difícil el cambiar el sentido de la fecha de lo pagano a lo católico, es decir el Nacimiento del Salvador.

En el norte de Europa se celebraba el Yule por parte de los Germanos, un festival de invierno hacia fines de diciembre y comienzos de Enero, determinado por el calendario lunar, con la adopción del calendario juliano, Yule fue desplazado al 25 de Diciembre que corresponde al la celebración de la Navidad del Señor, llamada en ingles Christmas. La palabra Christmas originada de la contracción de las palabras Christ’s y mass (Cristo-Misa), y esta derivada del Middle English Christemasse y del Old English Cristes mæsse

En la actualidad los términos Christmas y Yule se utilizan indistintamente en el norte europeo. En Dinamarca, Noruega y Suecia el término Jul se emplea normalmente para designar a la Navidad, el punto máximo de las fiestas se desarrolla el día 24 de diciembre al que llaman Yule Eve o Christmas Eve. Al Father Christmas (Santa Claus), se le conoce como Julemander en Dinamarca, Julenissen en Noruega, Jultomtem en Suecia, Joulupukki en Finlandia. Jõulud en Estonia, en Islandia y las Islas Faroe lo llaman Jól.


EL PESEBRE

(También llamado Belén o Nacimiento).

La tradición de representar el nacimiento de Nuestro Señor se remonta entre los cristianos al siglo XIII. Tal iniciativa se debe a San Francisco de Asís quien para aprovechar espiritualmente mejor el misterio de la Natividad pensó en reproducir el lugar en donde había nacido el Redentor. Así es que armó un establo en las afueras de su parroquia, y el mismo se ubicaba en los diversos puestos de los personajes, la Virgen, San José, los pastores y hasta los animales, meditando sobre cual seria la actitud de cada uno frente a ese Niño-Dios que se había hecho hombre para salvar a los hombres.

A partir de esto, comenzó la idea de utilizar figuras para armar la escena del nacimiento, sobre todo en Italia (los que destacan por su fina artesanía) y que luego paso al resto de Europa y a todo el mundo cristiano siendo colocado preferentemente bajo el árbol de navidad, siendo una tradición que quedo solamente entre los católicos ya que después de la Reforma del siglo XVI en Alemania los protestantes la desecharon, por rechazar el uso de imágenes religiosas. (Que triste no…).

En Muchos países se monta el pesebre al comenzar diciembre, pero la pieza que corresponde al Niño-Dios no es colocada sino por el padre de familia sigilosamente al regreso de la misa del gallo, así los niños descubren el”milagro” de que el Niño también nació en su pesebre.


LA CANCIÓN NOCHE DE PAZ

La canción navideña mas popular: Stille Nacht (Noche de Paz), cumple este año el 189 aniversario de su estreno. Fue cantada por primera vez en la Misa de Nochebuena del año 1818 en la iglesia de San Nicolás de Oberndorf, una pequeña aldea a 10 km. al norte de Salzburgo (Austria).

La creación surgió a partir de la idea de componer una canción para la Navidad para ser ejecutada en la Iglesia del pueblo el día de la Fiesta.

El autor de la letra fue el Padre Joseph Mohr, coadjutor de la iglesia de San Nicolás entre los años 1817 y 1819, y la música se debe al Profesor Franz Xaver Gruber, maestro de escuela en el pueblo de Armsdorf y organista de la iglesia de San Nicolás.

La noche del 24 de diciembre de 1818, "Noche de Paz" se interpretaba por primera vez. El Padre Mohr canto como tenor y acompañó Gruber en la voz de bajo, mientras que el coro hacia el "ritornello" de los dos últimos versos. La partitura definitiva de Gruber data del año 1855 y fue compuesta para soprano y contralto con un "silencioso acompañamiento de órgano". El texto autógrafo se encuentra el Museo "Carolino Augusteum" de Salzburgo.

A fines del siglo XIX, el templo de San Nicolás sufrió un terrible incendio dejándolo en un estado tan precario que se hizo necesario demolerlo en 1906 por razones de seguridad.

En el mismo sitio donde se encontraba la antigua iglesia se levanto en una pequeña capilla conmemorativa del Stille Nacht inaugurada el 15 de agosto de 1937 para recordar el lugar en donde se canto la celebre canción navideña y en honor de sus autores.

La capilla, de dimensiones modestas, es de planta octogonal con una cúpula como techo. En su interior, sobre el altar adosado a la pared se levanta un hermoso retablo de madera tallada policromada que recuerdan misterios de la vida de Cristo. El panel mayor del retablo, ubicado en la parte superior y que abarca los dos tercios de la altura total, esta dedicado a la Natividad de nuestro Señor. Tres paneles inferiores registran La Adoración de los Magos, La huida a Egipto, y entre ambos la Crucifixión. En los dos únicos ventanales de los lados de la capilla, se encuentran dos vitrales con los retratos de los autores, el Padre Mohr y el Profesor Gruber.

Todas las Nochebuenas la capilla, emplazada en un sugestivo jardín poblado de abetos que lucen un espeso manto de nieve, es engalanada e iluminada especialmente, teniendo lugar allí las celebraciones navideñas con gran participación de feligreses, muchos de ellos vestidos con sus trajes tradicionales.

EL ARBOL DE NAVIDAD

El árbol de Navidad, un abeto frondoso y cargado de adornos, según los investigadores, tiene su origen en el paganismo centroeuropeo, como escribe Mircea. Los bosques sagrados servían de templo a los germanos, para los galos la encina era un árbol sagrado sobre el que los Druidas, sacerdotes celtas guardianes de las tradiciones, recogían el muérdago. La recolección sagrada del muérdago desde los árboles era un rito galo (celtas), como describe Plinio. En el mundo clásico griego, la encina estaba consagrada a Júpiter; el laurel y la palmera, y el pino a Cibeles. En numerosos mitos, los árboles aparecen como residencia de los dioses, especialmente de las dríadas, ninfas protectoras de los árboles y de los bosques. Se creía además que los árboles estaban dotados de alma, El árbol de Navidad es un vestigio de aquel culto.



Muérdago-viscum álbum European Mistleto (Plantas llamadas también ligas o viscos de tallo muy ramificado y ramas ahorquilladas, hojas lanceoladas parecidas a palas de hélices, flores amarillas y fruto en baya, pequeño, esférico, de color blanco y relleno de jugo viscoso, vive como parasito en algunos árboles en el tronco y las ramas.)



El árbol de Navidad en la actualidad es un pino abeto o un acebo que se adorna y se ilumina por esas fechas. La iluminación del árbol viene a significar la claridad frente al mortecino sol invernal

La tradición del árbol tuvo su origen en los pueblos germánicos y que fue San Bonifacio (680-754), el apóstol evangelizador de Alemania, inglés de nacimiento y de nombre Winfrido, quién tomó un hacha y taló el árbol sagrado de los paganos que representaba al Yggdrasil para plantar en su lugar un pino abeto , árbol de los cristianos.

Yggdrasil, (árbol de la vida) en la mitología nórdica es un fresno perenne cuyas raíces y ramas mantienen unidos los diferentes mundos: el Asgard, el Midgard, Hel, etc. De su raíz emana la fuente que llena el pozo del conocimiento, custodiado por Mimir.

A los pies del árbol se encuentra el dios Heimdall que es el encargado de protegerlo de los ataques del dragón Níðhöggr y de una

multitud de gusanos que trataban de corroer sus raíces y derrocar a los dioses a los que este representaba. Pero también contaba con la ayuda de las nornas que lo cuidaban regándolo con las aguas del pozo de Urd. Un puente unía el Yggdrasil con la morada de los dioses, el Bifröst, el arco iris, todos los dioses cruzaban por él para entrar en el Midgard.

El Yggdrasil resumía miel y cobijaba a un águila que entre sus ojos tiene un halcón que se llama Veðrfölnir, a una ardilla llamada Ratatösk y a cuatro ciervos. Cerca de sus raíces habitan las nornas.

A este dios (Odin) se le rendía culto cada año, durante el solsticio de invierno, cuando para ellos, se renovaba la vida. La celebración de ese día consistía en adornar un árbol de encino con antorchas que representaban a las estrellas, la luna y el sol. En torno a este árbol bailaban y cantaban adorando a su divinidad., y en su lugar plantó un pino-abeto, que por ser perenne, simbo

lizó el amor de Dios, adornándolo con manzanas y velas. Las manzanas simbolizaban el pecado original y las tentaciones, mientras que las velas representaban la luz de Jesucristo como luz del mundo. Conforme pasó el tiempo, las manzanas y las luces, se transformaron en esferas y otros adornos.

No obstante, el árbol que recuerda el nacimiento de Jesús, entre los pueblos germanos cristianizados, simbolizaba el árbol del Edén, pero no ya aquel del fruto prohibido que fue el comienzo del pecado en el hombre sino el que conmemora el Fruto de la salvación, de allí el carácter de sus adornos y decoraciones.

La forma triangular del árbol (por ser generalmente una conífera), representa a la Santísima Trinidad.

Al principio, San Bonifacio adornó el árbol con manzanas que eran las tentaciones. Hoy día, se acostumbra colocar esferas, que son los dones de Dios a los hombres; además de las oraciones que se hacen durante el Adviento. Según el color simbolizan:

  • Azul representa a las oraciones de reconciliación
  • Plata las de agradecimiento
  • Oro las de alabanza.
  • Rojo las de petición.

Las luces, que en un principio eran velas, son la luz de Cristo.

La estrella en la punta del pino representa la fe que debe guiar la vida del cristiano. Y recordando a la estrella de Belén.

El uso del árbol de Navidad, se comenzó a utilizar mas propiamente en el siglo XVII en la ciudad de Estrasburgo (Francia), difundiéndose hacia el norte de Europa, sobre todo en países protestantes. Es más que comprensible que, al rechazar en su doctrina todo uso de imágenes, hayan recurrido y adoptado un símbolo que recordara el nacimiento del Redentor.

En 1841, el príncipe Alberto (+1862), consorte de la reina Victoria I (1837-1901), lo introduce en Gran Bretaña y luego pasara a los Estados Unidos por medio de los inmigrantes protestantes que también lo llevan al resto de los lugares a donde emigraran.

En Rusia imperial los árboles de Navidad (Árbol de Año nuevo) fueron prohibidos desde 1916 por el Sínodo Ortodoxo por ser una tradición originada en Alemania (enemigos del imperio durante la Primera Guerra Mundial). Esta interdicción fue prolongada en la atea Rusia Soviética hasta 1935 y considerada como practica religiosa y burguesa. En 1928 El árbol de año nuevo se restableció en Ucrania por conveniencias políticas.

después de la famosa carta de Pavel Postyshev, secretario general del Partido Comunista Ucraniano, publicada en Pravda el 28 de diciembre de 1935, donde él pidió instalar árboles del Año Nuevo en las escuelas, los palacios, los clubs de jovenes, los teatros y el cine. Postyshev creyó que los orígenes del día de fiesta, que eran pre-Cristiana en cualquier caso, eran menos importantes que las ventajas que podría traer al soviet supremo.

Una leyenda cuenta que un abeto recorrió muchos kilómetros para llegar la noche de Navidad a Belén, donde habían sido convocadas todas las criaturas, incluidos los árboles. El abeto llegó exhausto porque tuvo que atravesar muchos países y dificultades. Además, era pequeño y apenas podía

asomarse entre las frondas más esbeltas. Pero de repente comenzó una lluvia de estrellas desde el cielo sobre sus marchitas ramas que culminó con la estrella de navidad. Entonces el niño del pesebre le miró y le dedicó una sonrisa eterna. Y le bendijo.

Y cuenta una historia de Toscana sobre la huida de San José, la Vir

gen María y el Niño a Egipto para escapar a la matanza de Herodes, perseguidos por los soldados del rey. Mientras andaban, las retamas y los garbanzos crujían, y con aquel ruido iban a delatarles. El lino se erizó, la Madonna y su Santo Esposo llegaron cerca de un enebro. Entonces la hospitalaria planta abrió sus ramas y se cerró sobre ellos, ocultándolos hasta que paso el peligro.

Con el correr de los años, el árbol de Navidad, como símbolo del nacimiento del Señor, pasara también al orbe católico, y desde hace ya mucho tiempo, en la Plaza de San Ped

ro en Roma, junto al Pesebre se alza un enorme abeto decorado profusamente que es regalado todos los años al Papa por diversas comunidades católicas de los países centroeuropeos.

Después se agregó la tradición de poner regalos para los niños bajo el árbol, enviados por los Reyes Magos, Olentzero, Santa Claus o Papá Noel…etc. dependiendo la tradición de cada país.




PAPA NOEL (SAN NICOLAS, Obispo 280 + 242)

El actual Papa Noel tiene su origen en la veneración de que era objeto San Nicolás, obispo de Mira (Turquía), cuyo culto se expandió en todo occidente a partir del siglo X.
Su historia cuenta que protegía de las tormentas a los marinos, defendía a los jóvenes y niños, y daba regalos a los pobres.

La tradición cuenta entre otros muchos milagros que resucitó a un niño. Además de dejar en forma anónima dinero para las dotes de las doncellas de pocos recursos. A partir de ello quedo la tradición de los obsequios del generoso San Nicolás.

Este santo, llamado Sankt Nikolaus en Alemania y Sanct Herr Nicholaas o Sinterklaas Holanda, aparecía a veces representado con esquíes o bien a caballo con vestimentas de obispo y (de ahí proviene el color rojo) acompañado por Black Peter (El Negro Pedro), un elfo que castigaba a los niños malos.

La fiesta de San Nicolás es celebrada por la Iglesia el día 6 de diciembre. Después de la Reforma, los alemanes protestantes promovieron la veneración del Christkind (Cristo Niño) considerándolo el regalo dado a los hombres el día 25 de diciembre. Esta iniciativa no prospero y prevaleció la tradición de San Nicolás, pero su actividad de generoso dador de presentes fue llevada definitivamente al día 25 vinculándolo así con la Natividad del Señor.

Otros países, siempre relacionado con la Navidad, han adoptado y adaptado el personaje de San Nicolás, al que dieron diversos nombres: Père Noël, (Francia) y Father Christmas (Papa Navidad) en Inglaterra ,Australia, New Zeland, en los países integrantes de la Commonwealth y algunas zonas de Estados Unidos, y Julenisse en los países escandinavos.

En las culturas nórdicas el nombre de Santa Claus deriva de la palabra Yule (Jul), festival de invierno de los antiguos germánicos como mencionamos mas arriba. Julemander (Dinamarca), Julenissen (Noruega), Jultomtem (Suecia), Joulupukki (Finlandia). Jõulud (Estonia) en Islandia y las Islas Faroe lo llaman Jól.

En las culturas Eslavas Ded Moroz (Ruso: Дед Мороз) juega un rol similar al de Santa Claus, la traducción literal del nombre es Grandfather Frost , la tradicional traducción al inglés es Father Frost (Abuelo de la Helada).

Ded Moroz ( Дед Мороз) lleva regalos no sigilosamente a los niños como Santa Claus sino que lo hace en persona durante las fiestas de año nuevo. Ded Moroz es Acompañado por Snegurochka ( Снегурочка), la Doncella de la Nieve "Snow Maiden" que es su nieta.

A diferencia de Santa Claus, Ded Moroz usa un abrigo de piel largo hasta los talones, un sombrero de piel rojo semi redondo (similar al Camauro Pontificio), cinturón y adornos plateados.

Nombre que se da a Ded Moroz (Дед Мороз) en algunos países eslavos.

Деда Мраз (Deda Mraz) en Serbia,

Djeda Mraz en Bosnia. Macedonia Дедо Мраз (Dedo Mraz),

Djed Mraz in Croacia.

La minoría croata en Bosnia-Herzegovina, normalmente lo llama Djed Božićnjak (de la palabra Božić, que significa Christmas, Navidad)

Montenegro, la variación de este nombre de los personajes es Djeda Mraz.

El nombre local tradicional de Papá Noel en Bulgaria es Дядо Коледа (Dyado Koleda, "Grandfather Christmas")

En Eslovenia le llaman Dedek Mraz (Grandpa Frost) Aquí se aprecia una gran diferencia con el Santa Claus Estadounidense, el Dedek Mraz esloveno es delgado ademas de no vestir de rojo.

Junto con la reautorización de los árboles de año nuevo en Ucrania el año 1928, se introdujo en toda la U.R.S.S. el Dzied Moroz, quien fue declarado aliado de los sacerdotes y de los kulaks (agricultores y campesinos propios de la U.R.S.S. que poseían propiedades y contrataban a trabajadores. Posteriormente el termino fue utilizado para todos los deportados, condenados y opositores a las colectivizaciones). Para hacer de contrapartida a San Nicolás.

En Russia Y Bieolrussia Dzied Moroz no figura dentro de las tradiciones y nunca es mencionado en el flocklores, fue introducido por los líderes marxistas durante los tiempos de la unión soviética para reemplazar al tradicional Śviaty Nikałaj (Saint Nicholas),dado que Dez Moroz aparece durante el año nuevo y no en la navidad.

. Desde este tiempo, una invitación al árbol del Año en el Palacio de Moscú se convirtió en una cuestión de honor para los niños soviéticos.

Por imposición del dictador José Stalin se exigió que los " Dzied Moroz" que eran admitidos en el Palacio durante las fiestas de Año Nuevo usasen solamente capas azules para así diferenciarlos de los cristianos y navideños San Nicolás.

La versión norteamericana de Santa Claus proviene del Sinterklaas de Holanda y su aparición data del siglo XVII en Nueva York.

Los holandeses establecieron en el Nuevo Mundo algunas colonias: en la costa Este de América del Norte, en islas del Mar de las Antillas al Norte de Venezuela y en la Guyana al Noreste del Brasil. La colonia de América del Norte tuvo su asentamiento a partir de 1613 y la llamaron Nueva Holanda, extendiéndose cerca de 300 km. a lo largo del curso del río Hudson. En 1614 fundaron un fuerte en la parte superior del río con el nombre de Orange, y en una isla frente a la desembocadura la ciudad de Nueva Amsterdam. La colonia paso a manos inglesas en 1664 y el fuerte cambio su nombre por Albany y la ciudad por Nueva York.

En 1773, Sinterklaas apareció en un periódico, y no se sabe porque, con el nombre "St. A Claus" y de allí derivo Santa Claus. Pero es el escritor Washington Irving quien da un relato detallado acerca de la versión holandesa de la leyenda de San Nicolás a través de su Historia de Nueva York, publicada en 1809 bajo el seudónimo de Diedrich Knickerbocker, y que describe la llegada
del santo sobre un caballo blanco, mas sin la compañía de Black Peter.

El proceso de "americanización" de Santa o Saint Nick, como también se lo llama, continuo en 1823 con el poema A visit from Saint Nicholas (Una visita de San Nicolás)mas conocido bajo el nombre The night before Christmas (La noche antes de Navidad) de Clement Clarke Moore, incorporando numerosos detalles: el trineo tirado por ocho renos especificando sus nombres (el noveno reno, de nombre Rudolph, con una gran nariz roja, es un agregado que data de 1939), las típicas risotadas y saludos, las entradas por las chimeneas, etc., y con características mas de un duende que de un Santo Obispo, sea por su personalidad como por su típica vestimenta: chaqueta, pantalones y gorro rojos con vivos de piel blanca y grandes botas negras. El dibujante Thomas Nast, realiza una serie de diseños de este Santa Claus "americanizado" para los números de Navidad de la revista Harper's entre los años 1860 y 1880, añadiendo otros elementos a la leyenda como ser el hecho de tener su taller deregalos en el Polo Norte y el poseer un lista de niños buenos y malos de todo el mundo. Otra versión de Santa Claus se debe a la campana lanzada por The Coca-Cola Company en 1931, siendo quizás la imagen más popular que conocemos del mismo.


De todo este proceso, los católicos debemos considerar el hecho de que la leyenda tiene su origen en la vida real de un Santo, San Nicolás, y que a través de ello saber rescatar lo que se ha perdido, el ser un símbolo de caridad, de generosidad y de alegría en el contexto del nacimiento de Nuestro Redentor.

benito

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se permiten los comentarios anónimos sin necesidad de cuenta, los mensajes con groserías, apologia de ideas contrarias a las mias o brutalidades no se publicaran, no obstante ello de ser interesantes serán editados y publicados con la advertencia de que han sido modificados.